PRUE-ba

En este post te hablaré de las prótesis de pene y de todo lo que quieres saber sobre ellas. ¿Qué son? ¿Para quien son? ¿Qué tipos hay? ¿Cómo es la cirugía? ¿Complicaciones? ¿Coste? ¿Qué tamaños hay? ¿Alargan el pene? ¿La gente está contenta después de ponérselas?

Pero empecemos por el principio…

¿Qué es una prótesis de pene?

Una prótesis de pene es un dispositivo artificial que se coloca quirúrgicamente en el pene mediante cirugía. Como veremos, las hay de varios tipos en función de sus características mecánicas. Una pregunta que me hace mucha gente, y que creo que es básica es si las prótesis de pene alteran la sensibilidad del pene, si cambian el orgasmo o si afectan la eyaculación.

La respuesta es no. Las prótesis de pene, lo que van a producir, es mejor erección. Más rigidez. Nada más. Ni el orgasmo, ni la eyaculación, ni la sensibilidad se van a alterar. Es importante tener esto en mente.

Otra de las preguntas que me hacen los pacientes que se plantean si ponerse una prótesis de pene es si se va a notar. ¿Se va a notar en la playa? ¿En el gimnasio? ¿Andando por la calle? La respuesta es que no. En el 99% de casos, nadie -ni siquiera un urólogo experto en prótesis- notará si un hombre desnudo, o en la playa, o en la calle, lleva una prótesis. Otra cosa diferente es si tu pareja va a saber que llevas una prótesis. En la mayoría de casos me preguntan por una pareja no estable. En ese caso, creo que es justo decir que la pareja sexual puede notar que “hay algo diferente” pero me parece improbable que nadie pueda saber a ciencia cierta qué es ese algo.

¿Quien es candidato a una prótesis de pene?

Opino que todo hombre con problemas de erección es candidato a prótesis de pene, en general. Pienso, también, que los problemas de erección tienen que tratarse de forma escalonada. Es decir, que la mayoría de hombres con disfunción eréctil van a preferir un tratamiento con fármacos que una prótesis, sobretodo de entrada. También me parece muy claro que los problemas de erección de causa psicológica, genéricamente, tienen que tratarse -y se pueden curar- con terapia sexual. En el 99% de casos de problemas psicológicos que causas disfunción eréctil no está indicado el implante de una prótesis, porque existen alternativas mejores.

Eso sí, una vez que hemos hecho el estudio de los problemas de erección y tenemos clara la causa, tenemos que actuar. Como te comentaba, lo primero que en general hay que ensayar son las pastillas (te dejo un link al post sobre tratamiento con fármacos para los problemas de erección aquí). Si las pastillas no funcionan, se puede ensayar otros fármacos que se aplican sobre el pene. Sobretodo se trata de alprostadil, en diferentes presentaciones. Algunos son muy eficaces, pero desde luego son más invasivos, por lo que muchos hombres no van a estar a gusto con esa opción.

En algunos casos nos encontramos en esta situación Hombre con problemas de erección que no responde a fármacos vía oral. En esta situación, hay gente que no se quiere operar y que va a querer usar alprostadil. Otros hombres, por el contrario, van a querer una solución definitiva. Para ellos, la mejor alternativa es la prótesis de pene.

Existe otro grupo de hombres en los que la prótesis es buena opción. Se trata de aquellas personas que tienen enfermedad de Peyronie y que se tienen que operar. Aunque no en la mayoría de casos, en algunas situaciones la prótesis de pene puede mejorar -mucho- los resultados de la cirugía de la incurvación de pene. Te dejo un link a la enfermedad de Peyronie por si quieres saber más.

¿Qué tipos de prótesis de pene hay?

Ahora que sabemos qué es una prótesis y cómo nos puede ayudar, y qué hombres podrían beneficiarse de ella, te hablaré de qué grandes tipos de modelos existen.

Hay tres modelos, pero básicamente uno de ellos no se usa, por lo que ni lo mencionaré. Las dos alternativas que sí se usan mucho son:

Prótesis de pene maleable o semirrígida.

Las prótesis de pene maleables son aquellas con las que se tiene más experiencia. Son muy segura y eficaces, y muy fáciles de usar. También son las más baratas. Suena bien, ¿no? El problema que tienen es que siempre están rígidas. Es decir, están hechas de un material que tiene memoria, y por lo tanto se mantendrán en la posición que quieras, pero siempre van a estar “activadas”.

Prótesis de pene
Prótesis de pene

Prótesis de pene hinchables o de tres componentes (AKA “la bombita”en Latinoamérica)

Las prótesis de pene más modernas son las prótesis de tres componentes o hinchables. Se trata de prótesis que, como su nombre indica, se hincha y se deshincha. Existe una bomba -como un interruptor- que se coloca en la bolsa escrotal. Esa bomba queda alojada entre los dos testículos. Por eso en LATAM se conoce como “bomba” o “bombita”.

Prótesis de pene
Prótesis de pene

Con esa bomba encendemos y apagamos la prótesis. Por lo tanto, la prótesis no está dura todo el rato, sino solo cuando nosotros queremos. La principal ventaja es que se trata de una prótesis muy natural. Es decir, tanto la erección como la flaccidez son casi iguales que con la erección normal. Los principales inconvenientes son que es más difícil de activar que la prótesis maleable. Y el coste.

¿Cómo elegir entre una y la otra?

Depende de cada persona. En España -y la mayoría de países occidentales- las prótesis más usadas son de tres componentes, pero en economías emergentes eso no es así. Sobretodo, por el precio. En general, se usan las prótesis maleables para personas más mayores o para aquellos hombres que tengan alguna dificultad en la manipulación (polineuropatía diabética, esclerosis, enfermedades neurológicas).

Opino, de todas maneras, que la satisfacción con las prótesis es muy alta en ambos casos. Por lo tanto, tiendo a explicar ambas opciones y que cada hombre elija la que considere que se adapta mejor a sus necesidades.

¿Cómo es la cirugía?

El implante de una prótesis de pene se realiza en quirófano. Normalmente es una cirugía de 1 hora de duración y 1 día de ingreso. No hace falta ninguna preparación previa.

La mayoría de prótesis de pene se implantan mediante una incisión en el escroto. Antes de inciar la cirugía se inicia la administración de antibióticos y se inicia el tratamiento analgésico. Durante la cirugía se siguen administrando antibióticos muy potentes para evitar la infección. Este es el momento más crítico de todo el procedimiento.

Posteriormente se coloca un vendaje -que se mantiene 24-48h- y se administran antiinflamatorios. El dolor es el principal problema las primeras semanas. Para evitarlo es necesario iniciar el tratamiento precozmente y no escatimar en el uso de medicamentos contra el dolor, sobretodo las primeras semanas. Tras 4 semanas de postoperatorio, si todo ha ido bien, se puede empezar a usar la prótesis y por tanto mantener relaciones sexuales.

Complicaciones.

El implante de una prótesis de pene tiene dos complicaciones principales:

Infección

Un 2% de prótesis se infectan. Un poco más en pacientes diabéticos o con compromiso inmunitario. No es común, pero si ocurre obliga a su retirada. La infección ocurre porque el material protésico en el pene, igual que en el resto del cuerpo, no “lucha” contra la infección. Las prótesis de pene, no obstante, están impregnadas en líquidos antibióticos para evitar su infección. Eso limita la infección solo al 2%, pero desafortunadamente ese 2% ocurre.

Malfunción

Como toda máquina. Las prótesis se rompen o se averían. ¿Es común? No. Más del 70% de prótesis son funcionantes tras 10 años de uso, lo que las convierte en el material protésico activo (válvulas cardíacas, prótesis de rodilla) más longevo. Si una prótesis termina por no funcionar, se puede recambiar.

Coste

¿Cuanto cuesta una prótesis de pene? Me lo preguntan muchos internautas. La respuesta no es fácil, porque depende del coste del material, pero también del cirujano, del hospital, de las aseguradoras médicas. Eso varía enormemente. A continuación te voy a contar el coste del material de manera estimativa y el precio completo, pero entiende que se trata de una estimación y que de ninguna manera nadie está obligado a tener esos precios.

Las prótesis maleables cuestan unos 1500-2000 euros + IVA, por lo que en general el coste del global de procedimiento está sobre los 6-7K. Con las prótesis Hinchables o de tres componentes, el coste se dispara. Las prótesis de este tipo cuestan entre 6-10K + IVA, cosa que encarece mucho el procedimiento, que se suele situar alrededor de los 15K.

Te repito, son precios orientativos.

En este punto, entiendo que las prótesis te interesan bastante. Te dejo cuatro recursos que creo que te pueden orientar:

  1. Link a un post sobre los precios de las prótesis de pene.
  2. Situación del implante penano en España (Seguridad Social, copago, etc…).
  3. Link a nuestro post sobre las complicaciones de las prótesis.
  4. Mi correo eduardo@vigora.clinic , por si crees que puedo orientarte.

Te dejo también un link técnico por si te interesa.

¿Qué tamaños hay?

Los cirujanos, al implantar la prótesis, medimos con mucho cuidado la longitud del pene. También estimamos su grosor. Las prótesis que existen permiten adaptarse con una exactitud de 5mm a la longitud del pene y con 2mm al grosor, por lo que realmente implantamos la prótesis del tamaño adecuado para cada persona.

Desafortunadamente no podemos implantar una prótesis mucho mayor que la que toca. Eso genera demasiada presión sobre el cuerpo cavernoso y existe riesgo de extrusión (la prótesis perforaría la piel). Sabemos, de todas maneras, que sí es factible realizar lo que técnicamente se llama oversizing, que consiste en poner una prótesis un poquito más grande que lo que medimos, porque el pene se adapta a esa leve presión. Cuanto se puede ganar depende de la pericia y la experiencia de cada cirujano, pero no parece razonable arriesgar con oversizings muy agresivos porque las consecuencias son catastróficas.

¿Alargan el pene?

Esa es una pregunta común. Y comprensible. Existe dos mecanismos por los que las prótesis alargan el tamaño del pene. Uno en la cirugía, uno a corto plazo y el otro a largo plazo. Durante la cirugía, como te comentaba, se mide el tamaño del pene y puedo implantar una prótesis algo más grande que el tamaño del pene.

En segundo lugar, algunos tipos de prótesis aumentan de tamaño al activarse. Esa ganancia suele ser de alrededor de 1-2 cm. Y en tercer lugar, el hecho de llevar una prótesis de pene hace que, si por algún motivo se tuviera que recambiar, la nueva prótesis a implantar suele ser 2 cm más larga que la anterior.

Te lo dejo más explicado en este post.

¿La gente está contenta después de implantársela?

Si, mucho. Los estudios demuestran que más de 9 de cada 10 hombres están contentos o muy contentos con la prótesis. El 90% repetirían el hecho de implantarse una prótesis o lo recomendarían a un amigo. Un dato muy interesante: la satisfacción respecto al procedimiento es incluso más alto entre las parejas de los hombres.

Elige un cirujano con experiencia.

Dr Eduard García Cruz.

Bueno, espero haberte ayudado. Claramente si has llegado hasta aquí es que el tema de las prótesis te interesa. Tal vez estés pensando en un implante de prótesis de pene para solucionar un problema de erección. Si tienes alguna duda en este sentido, puedes escribirme a eduardo@vigora.clinic.

Si tienes alguna duda, te podemos atender vía chat, llamada o videollamada, haciendo click en este enlace. Si quieres una visita conmigo o alguno de los otros profesionales de VIGORA, puedes encontrarnos aquí.

Si quieres más info sobre eyaculación precoz, puedes ver nuestro vídeo sobre el tema o descargar nuestra guía. Los tienes un poco más abajo de este post. Si quieres información técnica, haz click aquí.

Y finalmente, si quieres estar al día en uroandrología, men´s health y urología, síguenos en twitter, Facebook o Youtube.

Espero que el post te haya sido útil. Si quieres saber más sobre mí, haz click aquí. Te dejo además más info sobre eyaculación precoz aquí.

¡Muchas gracias!

¿Quieres saber cómo funciona la sexualidad masculina para aprender a ser mejor?SÍ, QUIERO SABER +
+
Share This