/* Estilos para menú plegable móvil Divi */ /* JS para menú plegable móvil Divi */

Problemas de próstata


Aquí vas a encontrar todas estas respuestas a los problemas producidos por la hiperplasia benigna de próstata o HBP (en inglés BPH).  Además, te explicaré el tema de los chequeos de próstata/detección precoz del cáncer de próstata. No es el principal tema de este texto, pero la verdad es que los síntomas de próstata y el screening del cáncer de próstata están relacionados que es inevitable hablar de uno y del otro.

Verás que mucho de lo que cuento es fruto de mi experiencia con más de 15 años atendiendo hombres con problemas de próstata, y a menudo te aportaré opiniones personales. A lo largo del texto te iré dejando links a los recursos que me parecen más interesantes o a posts que explican con más detalle un cierto aspecto del tema de la próstata.

Si quieres saber más sobre mí, aquí tienes toda la info.

¿Qué vas a encontrar aquí? Aquí te hablaré de…

  • ¿Qué es la próstata y para qué sirve?
  • ¿Qué es la hiperplasia de próstata? ¿Es lo mismo que tener la próstata grande? ¿Y eso produce que orine mal?
  • ¿Es muy común?
  • Diagnóstico de la próstata/Chequeo de próstata/Screening de cáncer de próstata.
  • ¿Cuál es el tratamiento de los problemas de próstata?
  • Opciones médicas
  • Tratamientos quirúrgicos
  • Tratamientos mínimamente invasivos
  • Cómo elegir el mejor tratamiento

¿Qué es la próstata y para qué sirve?

La próstata es un órgano que está debajo de la vejiga, rodeando la salida del conducto de la orina (la uretra). Habitualmente la próstata tiene un tamaño de unos 20 gramos al final de la edad adulta, pero puede crecer con el paso del tiempo.

La próstata tiene varias funciones:

  1. Produce el líquido seminal, que es lo que le da energía a los espermatozoides.
  2. Ayuda a la continencia urinaria.
  3. Alrededor de la próstata existen los nervios que van a producir la erección.
  4. La próstata y las vesículas seminales también están involucradas en la eyaculación.

Por lo tanto, la próstata es muy importante para una serie de procesos y eventos, como son la micción, la continencia urinaria, la erección, la eyaculación y la fecundación. Por tanto, es lógico pensar que si hay problemas de póstata, podemos tener síntomas relacionados con todos esos procesos.

¿Qué es la hiperplasia de próstata? ¿Es lo mismo que tener la próstata grande? ¿Y eso produce que orine mal?

Este es un punto importante. Es un poco técnico, pero creo que es necesario que entiendas las diferencias entre los términos más comunes que usamos los urólogos porque, aunque todos se parecen, no son lo mismo. Y cada síntoma o problema tiene una solución específica.

Orinar mal

Esto hace referencia a los síntomas. Pocos pacientes te dicen la primera visita “tengo una hiperplasia de próstata” … en general te explican síntomas. Toda esta serie de síntomas se conocer con el acrónimo STUI (Síntomas del Tracto Urinario Inferior). En inglés, LUTS -Low Urinary Tract Symptoms).

No solo es cosa de hombres…

Orinar mal no es siempre por la próstata. Las mujeres pueden tener STUI y te aseguro que no tienen próstata. De hecho, hay estudios que dicen que la cantidad de mujeres que orinan mal es la misma que de hombres que orinan mal, por lo que parece que existe un componente que no es prostático en el hecho de orinar mal. El resumen es: no todos los problemas con la orina son por la próstata.

Más adelante detallaré los síntomas que explican las personas que orinan mal, que son bastantes. No te lo leas todo si no quieres porque tal vez es demasiado exhaustivo, pero lo dejo ahí para que busques qué síntomas tienes tú y qué podría significar eso específicamente.


Próstata grande.

Eso es más sencillo de entender. Es cuando la próstata aumenta de tamaño. En inglés el acrónimo es BPE (benign prostatic enlargement). Se puede producir a partir de los 40 años, momento en el que aumenta la probabilidad de hiperplasia de próstata. Pero… a partir de qué peso de próstata decimos que la próstata es grande. En este punto, depende del contexto. En un contexto general, sabemos que los hombres con próstatas más grandes de 40gr tienen más riesgo de tener más síntomas y de presentar más problemas asociados. Si estamos hablando de qué se considera una próstata grande en una cirugía, no creo que existe un límite claro, pero en general consideraría que una próstata de más de 80-100gr empieza a tener un tamaño importante.

¿Por qué es importante ese tamaño?

Porque algunas técnicas quirúrgicas no pueden aplicarse a próstatas grandes, y porque en función de la pericia del cirujano, el concepto de grande puede variar. Para los cirujanos con mucha experiencia en cirugía de próstata, una próstata de hasta 150gr (o incluso más) es abordable para operar sin necesidad de abrir el abdomen.

Las próstatas más grandes, en general, dan más síntomas y exigen más cirugía que las pequeñas, pero no es siempre así. Tener la próstata grande no es en sí mismo sinónimo de problemas graves, igual que tener la próstata pequeña no es una garantía.

Hiperplasia de próstata.

La hiperplasia benigna de próstata es una lesión que se diagnostica microscópicamente, cuando hacemos una biopsia. Es muy habitual por encima de los 40 años, como luego te comentaré, y está relacionada con los síntomas y tener la próstata grande, pero no es exactamente lo mismo.

Se trata de la proliferación en el número de células en la próstata, pero es de naturaleza benigna. De hecho, estas células que crecen forman un tumor benigno, que se llama adenoma de próstata: es el tumor benigno más frecuente en el hombre.

¿Es muy común?

Sí. Mucho. Más de 4 de cada 10 hombres de más de 40 años empiezan a tener síntomas de próstata, y esa proporción aumenta con la edad. Aumenta un 10% por década, por lo que las personas de más de 80 años, por ejemplo, tienen problemas urinarios en más del 80% de casos. Afortunadamente, la mayoría de estos problemas no son graves, pero desde luego sí es una situación muy común.

Además, sabemos que los hombres con problemas de próstata multiplican el riesgo de algunas enfermedades urológicas, como la disfunción eréctil, la eyaculación precoz, la incontinencia, etc… Al final no es sorprendente, si miras la lista de funciones en las que la próstata está implicada, es razonable pensar que, cuando hay un problema de próstata, también puede haber un problema en los procesos que dependen de ella.

¿Qué síntomas puede producir los problemas de próstata?

Para empezar, hay muchos síntomas que pueden producir los problemas de próstata. Te los listaré y te los explicaré. Tal vez sea un poco tostón, pero hay mucha gente a la que le preocupa esto. Si no estás muy interesado en los síntomas, salta a la sección de tratamientos. 

En cualquier caso, si tienes cualquiera de estos síntomas, te tienes que estudiar mediante –como mínimo- ecografía renovesicoprostática y PSA.  

Para empezar, hay muchos síntomas que pueden producir los problemas de próstata. Te los listaré y te los explicaré. Tal vez sea un poco tostón, pero hay mucha gente a la que le preocupa esto. Si no estás muy interesado en los síntomas, salta a la sección de tratamientos. 

En cualquier caso, si tienes cualquiera de estos síntomas, te tienes que estudiar mediante –como mínimo- ecografía renovesicoprostática y PSA.  

Disuria:

significa orinar con dificultad. Es común en problemas de próstata y otras afecciones urinarias. 

Hematuria:

los problemas de próstata pueden producir orinar sangre, pero es importante descartar otras causas. Es capital estudiarlo de manera preferente. 

Retraso en el inicio de la micción:

significa ir a orinar y notar que tienes que esperar a que el chorro empiece después de que tú hayas “dado la orden” de miccionar. Es habitual en problemas de próstata y otras obstrucciones. 

Frecuencia miccional:

significa ir a orinar más frecuentemente de lo normal. Se considera normal 8 veces al día y 0 –si, 0- por la noche.  

Nocturia-nicturia:

con algunos matices, significan lo mismo: orinar más de noche. A pesar de que es común orinar por la noche, NO es normal, y además impacta muy negativamente en la calidad de vida. 

Chorro flojo:

el chorro de la orina es más débil de lo común. Es habitual en problemas de próstata y uretra. 

Entrecortamiento:

el chorro para y vuelve a empezar. Parecido a lo anterior. 

Sensación de resíduo postmiccional:

algunos hombres notan que vacían la vejiga de manera incompleta. Eso puede ser un problema de obstrucción o por falta de contracción de la vejiga. 


Urgencia:

sensación de que hay que orinar de manera imperiosa (antes se llamaba imperiosidad miccional). Puede ser un problema de próstata o de vejiga. 

Incontinencia:

significa escape de orina involuntario. En otra de las guías explico específicamente todo lo que quieres saber sobre la incontinencia. 

Goteo postmiccional:

mucha gente lo explica como incontinencia, por no es exactamente lo mismo. Se trata de unas gotes que se escapan al terminar de orinar. Suele ser un síntoma muy precoz de problemas de próstata. 

Los síntomas más graves de la hiperplasia de próstata, y que te aconsejo estudio inmediato si los presentas, son: 

  1. Infecciones de orina de repetición: normalmente asociadas al residuo postmiccional. 
  2. Retención de orina: es el grado máximo de la presencia de residuo postmiccional. Puede ser aguda (muy dolorosa… es una urgencia) o crònica (que se caracteriza por dolor vesical, micción entrecortada, incontinencia, etc…). En cualquier caso, es necesaria la colocación de sonda vesical y estudio de la próstata y la vejiga, de cara a plantear cirugía. 
  3. Insuficiencia renal: igual que lo anterior. Es una situación grave que exige estudio urgente. 

Diagnóstico de la próstata/Chequeo de próstata/Screening de cáncer de próstata.

En este apartado te explicaré:

  1. ¿qué te tienen que hacer si orinas mal o tienes algún síntoma urinario? En puridad, esto sería diagnóstico, porque no nos adelantamos, sino que respondemos al síntoma.
  2. ¿qué te tienen que hacer si no tienes síntomas? ¿A partir de qué edad? Eso sería un chequeo de próstata o técnicamente llamado screening.

¿Qué te tienen que hacer si tienes síntomas urinarios?

Generalmente, hablando siempre de hombres, hay que hacer un PSA y una ecografía de riñón, vejiga y próstata. Siempre y cuando haya síntomas el diagnóstico es obligatorio. Tal vez excepto en casos muy extremos, todo hombre con síntomas urinarios de nueva aparición merece un estudio. Depende del síntoma, después de este pack inicial de eco + PSA, habrá que hacer -o no- otras exploraciones.

Adicionalmente te aconsejo que te bajes nuestra guía, en la que te facilito los cuestionarios y otros recursos que te ayudarán a entender qué está pasando.

¿Qué te tienen que hacer si no tienes síntomas y te quieres hacer un chequeo de próstata o quieres descartar si tienes riesgo de cáncer de próstata?

Antes de los 40 años, sin síntomas. Nada. Paz y tranquilidad. La probabilidad de que tengas un cáncer de próstata por debajo de 40 años es algo tipo 1/10.000.

Si tienes antecedentes familiares (padre, hermanos, tíos) o eres de raza negra (los hombres de raza negra tienen más riesgo de cáncer de próstata), lo razonable es realizar una determinación de PSA entre los 40 (con muchos antecedentes familiares) y los 45 años.

Si no tienes antecedentes ni factores de riesgo, hazte un PSA a los 50.

¿Qué valor de PSA es normal?

En resumen, depende de la edad.

Te dejo varios valores de corte y una serie de indicaciones generales:

  • Si tienes un PSA de menos de 1, tienes un riesgo bajísimo de cáncer de próstata significativo a cualquier edad. Mi consejo sería en general repetir el PSA pasados unos años.
  • Si tienes un PSA entre 1 y 2,5, tienes un PSA muy bajo. Por debajo de los 70 años, te aconsejaría repetir el PSA cada año.
  • Entre 2,5 y 4, tienes un PSA bajo, pero depende mucho de la edad. Por debajo de los 60 años te recomendaría realizarte una resonancia magnética de próstata.
  • Con PSAs por encima de 4, en general, hay que iniciar estudio.

De todas maneras…

Esto es un esquema muy general que depende de muchas variables (si tienes PSAs previos, biopsias de próstata previas, del tamaño de la próstata, de la edad, de la expectativa de vida). En general, te diría que, por debajo de 2,5, no hay que hacer nada. A partir de 2,5 en general tampoco, pero te aconsejo que pidas opinión a un experto.

¿Cuál es el tratamiento de los problemas de próstata?

Para empezar, te quiero exponer el tratamiento en 4 pasos, tal com yo lo veo. La necesidad de elegir –o escalar- un paso u otro depende en gran medida de tus preferencias, siempre que no existan complicaciones. Antes de plantear el tratamiento es necesario descartar otras enfermedades y entender la intensidad de los síntomas. Por eso es imprescindible realizar eco, PSA y cuestionario IPSS (o similar), y hablar honestamente sobre lo que te molesta, sobre lo que quieres, y sobre lo que no quieres.

Opciones médicas

En primer lugar, no hacer nada: en muchos casos, cuando los síntomas son leves, se puede no hacer nada. No es exactamente nada porque existen toda una serie de medidas muy  sencillas que se pueden adoptar para disminuir los síntomas. En casos de síntomas leves o en personas añosas, puede ser suficiente limitar la ingesta de agua, programar micciones a determinadas horas o eliminar algunos tipos de bebidas.

Tratamiento farmacológico:

cuando los síntomas son un poco más intensos, se pueden usar fármacos para mejorar. Esos fármacos mejoran la sintomatología pero tienen el inconveniente de producir problemas en la esfera sexual (producen mínimo 50% de eyaculación retrógrada y 15% de disminución del deseo o disfunción eréctil). Me parecen una buena opción en personas a las que no les interesa especialmente su sexualidad, o en hombres que no quieren un tratamiento más definitivo. 

Tratamientos quirúrgicos

Por otro lado, tenemos mucha experiencia en el tratamiento de la próstata con enucleación con LASER o PLASMA, y los resultados sobre la micción son muy buenos. Todos los tratamientos quirúrgicos funcionan más o menos igual. La diferencia radica en la agresividad del procedimiento.

Obviamente, los procedimientos más antiguos, como la cirugía abierta, tienen resultados muy buenos en cuanto a la micción, pero tienen más riesgo de hernias, hemorragia, y más dolor y un ingreso más largo.

Por otro lado, tenemos mucha experiencia en el tratamiento de la próstata con enucleación con LASER o PLASMA, y los resultados sobre la micción son muy buenos. Todos los tratamientos quirúrgicos funcionan más o menos igual. La diferencia radica en la agresividad del procodimiento.

Obviamente, los procedimientos más antiguos, como la cirugía abierta, tienen resultados muy buenos en cuanto a la micción, pero tienen más riesgo de hernias, hemorragia, y más dolor y un ingreso más largo.

LASER

En primer lugar, las técnicas que han aparecido en los últimos 20 años, como el LASER o el plasma, igualan los resultados en cuanto a la micción, pero con menos efectos secundarios.

Obviamente, la cirugía LASER o PLASMA exige obviamente un quirófano y un ingreso de un par de días aproximadamente. Los riesgos son aneyaculación (95%), disfunción eréctil (discutible, sobre un 5-10%) e incontinencia definitiva (2%). 

Como ves, son tratamientos más seguros que la cirugía abierta, pero tienen un buen número de efectos secundarios, sobre todo en la esfera sexual.

En primer lugar, las técnicas que han aparecido en los últimos 20 años, como el LASER o el plasma, igualan los resultados en cuanto a la micción, pero con menos efectos secundarios.

Obviamente, la cirugía LASER o PLASMA exige obviamente un quirófano y un ingreso de un par de días aproximadamente. Los riesgos son aneyaculación (95%), disfunción eréctil (discutible, sobre un 5-10%) e incontinencia definitiva (2%). 

Como ves, son tratamientos más seguros que la cirugía abierta, pero tienen un buen número de efectos secundarios, sobre todo en la esfera sexual.

Tratamientos mínimamente invasivos

Se trata de una serie de tecnologies muy novedosas que han aparecido recientemente y que nos permiten tratar la próstata  y mejorar los síntomas –evitando fármacos y difiriendo cirugía- sin efectos secundarios sexuales ni riesgo de incontinencia. 

Son procedimiento que en muchos casos no necesitan anestesia general y se realizan en quirófano con sedación. Se tarda solo unos minutos de quirófano y unas pocas horas en ser dado de alta.

Sin embargo, a pesar de que no son tratamientos tan eficaces como la cirugía abierta o el LASER, no tienen prácticamente efectos secundarios.

Cómo elegir el mejor tratamiento

En primer lugar, hay que analizar el tamaño de la próstata. En próstata muy grandes algunos tratamientos pierden eficacia, como los tratamientos mínimante invasivos o algunos tipos de LASER. Afortudamente esta es no es la situación más común.

En hombres con próstatas por debajo de los 80 gramos tenemos gran variedad de tratamientos disponibles. En ese caso, creo que cada persona tiene que elegir el tratamiento con el que se siente más cómodo.

Por último, una pregunta que me parece fundamental es el tema de la vida sexual. Si tu vida sexual te importa mucho, algunos tratamientos son más seguros que otros. Algunas alternativas más agresivas pueden, por ejemplo, hacer desaparecer la eyaculación y, en menor medida, disminuir la erección.

Personalizar:

En otras palabras, a medida que existen más y más tratamientos disponibles tenemos la posibilidad de diseñar un tratamiento personalizado para cada hombre, y ese hecho me parece muy relevante. Opino que la época de “LASER para todos” ha pasado, y ahora podemos plantearnos elegir cuidadosamente la técnica quirúrgica que más se adapta a cada hombre y a sus necesidades. Yo le digo a muchos hombres que me consultan que se lo piensen bien. Que se tomen su tiempo para analizas los pros y contres de todas las opciones para poder elegir el tratamiento que más se adapte a lo que cada uno quiere y que nos limite los menos posible las opciones y el estilo de vida en el futuro. 

Por último,

espero que el post te haya sido útil. Si quieres saber más sobre mí, haz click aquí. Puedes ver nuestro vídeo sobre problemas de próstata o descargar nuestra guía, si quieres más info sobre este tema

Te podemos atender vía chat, llamada o videollamada, haciendo click en este enlace. Si quieres una visita conmigo o alguno de los otros profesionales de VIGORA, puedes encontrarnos aquí.

Finalmente, si quieres estar al día en uroandrología, men´s health y urología, síguenos en Twitter, Facebook o Youtube.

¡Muchas gracias!