Síndrome del glande frío tras el implante peneano.

person holding ice cream

El síndrome del glande frío es una complicación «leve» que ocurre tras la cirugía de implante peneano.

¿De qué se trata? Pues, como su nombre indica, algunos hombres explican que tras el implante de una prótesis de pene, sienten que el glande está frío. Aunque parezca cosa de broma, no lo es. No es un riesgo de la prótesis de pene que podamos considerar como grave, pero desde luego sí es muy molesta.

Vaya por delante que el síndrome de glande frío es una entidad muy poco conocida, y solo existen 22 publicaciones que traten este tema, por lo que mucho de lo que te explicaré tiene que ver con mi experiencia y mi opinión después de 20 años implantando prótesis.

¿Por qué se produce el síndrome del glande frío?

La causa de la aparición de este problema parece ser la destrucción de las arterias y el tejido eréctil del pene que se produce durante la colocación de la prótesis de pene. La lesión de estos vasos produciría que llegara menos sangre al glande, produciendo esta sensación de tener frío en el glande. Además, la gente suele explicar también que el glande no aumentan de tamaño, y eso suele repercutir en un cierto cambio en la sensibilidad del pene durante las relaciones sexuales.

¿Cómo evitar el síndrome del glande frío?

Hay dos alternativas, la primera de las cuáles está muy generalizada. Se trata de «saltar» un paso de la cirugía de prótesis de pene en la que destruimos el tejido eréctil de los cuerpos cavernosos. Se ha demostrado que no dilatar los cuerpos cavernosos mejora el dolor y disminuye la posibilidad de síndrome de glande frío, por lo que es algo que generalmente hoy ya no se hace.

Existe otra alternativa, que es la ligadura del complejo venoso dorsal del pene, como puedes ver en este artículo. Se trata de añadir un paso en el que seccionamos las venas que se «llevan» la sangre del glande, para de esa manera dificultar su salida y favorecer su acumulación, aumentando el tamaño del glande y la satisfacción de los pacientes.

Tratamiento del síndrome del glande frío.

La lógica dice que si el problema es que llega poca sangre, podemos solucionar el problema si conseguimos que llegue más. Siguiendo este concepto, existen estudios que demuestran que los medicamentos que mejoran el aporte de sangre al paciente (inhibidores de fosfodiesterasa-5) dismiuyen mucho esa sensación de frío (tasa de sastisfacción 85% aproximadamente). Adicionalmente, se pueden usar vasodilatadores locales basados en alprostadil.

Si tienes alguna pregunta o duda sobre la prótesis de pene y quieres ver mi sistema para optimizar mis resultados, puedes verlo en este post sobre implante peneano.

Ir arriba

¿Cuál es tu perfil de comportamiento sexual?

¿Qué te mueve en la cama y cómo puedes mejorar?

¿Cuál es el perfil de tu pareja sexual ideal?