Novedades próstata 2020.

Hay que ir al médico a revisarse la próstata. Eso lo hemos oído hasta la saciedad. Pero, ¿cómo? ¿cuando? ¿qué me van a hacer? Pero sobretodo, ¿cuál es el futuro de las revisiones de próstata? En este post te voy a explicar las novedades de la próstata en 2020.

Análisis de PSA y tacto rectal


Hasta hace bien poco, ir al médico a revisarse la próstata incluía un tacto rectal y una determinación de PSA (siglas de Prostatic Specific Antigen). Hemos hablado de ello en otros posts del blog. Si el PSA salía alto, entonces lo común era realizar una biopsia de próstata, un procedimiento nada agradable (hasta hace poco se realizaba sin sedación) y con un porcentaje de complicaciones no despreciable. Sobretodo, el problema, más allá de lo desagradable y los posibles problemas, es que la biopsia no sirve para hacer screening.


Todo ello ha conducido a que exista un cierto temor y un cierto tabú por parte de los hombres a la hora de ir al médico, por la sensación desagradable de lo que estaba por venir.

Hasta aquí las malas noticias. Las buenas noticias son que desde hace un tiempo se han desarrollado dos vías para que la revisión sea lo más eficaz y lo menos molesta posible. ¿Cuáles son las alternativas que tendremos en breve disponibles?

Novedades próstata 2020: Resonancia magnética y tests genéticos.


En primer lugar tenemos la resonancia magnética de próstata. Desde 2019 se incluye en las Guías Clínicas de la prestigiosa European Association of Urology. A día de hoy, a un hombre con PSA alto tiene que se le tiene que realizar una resonancia. La resonancia son 4 pruebas en 1, y ofrece imágenes de gran calidad (y también de gran complejidad, por eso es necesario que las interprete un radiólogo experto) sobre la próstata y la presencia de lesiones sospechosas.
En segundo lugar, está la exploración genética. Así como la RMN ya está establecida y a día de hoy es “Gold Standart”, los tests genéticos a día de hoy no se aplican, aún, en el diagnóstico. Los tests genéticos explorar en sangre u orina la presencia de anomalías genéticas susceptibles de la presencia de cáncer de próstata. Actualmente estos tests genéticos se aplican en hombres ya diagnosticados, pero no me cabe ninguna duda de que en un futuro cercano estos tests se aplicarán en la primera línea de combate contra el cáncer de próstata.

En resumen, a día de hoy, si tienes un PSA alto lo más correcto es que tu urólogo te ofrezca realizarte una resonancia de próstata, pero es muy probable que en un futuro cercano empecemos a utilizar tests genéticos en hombres que tengan un PSA alto, para tratar de caracterizar mejor quien requerirá una biopsia de próstata.

Espero haberte explicado claramente las novedades en el chequeo de próstata en 2020.

Tienes más información sobre mi método para tratar la hiperplasia benigna de próstata con cirugía mínimamente invasiva pinchando aquí. Si tienes alguna duda o necesitas consejo, puedo atenderte por televisita, haciendo click en este enlace. Si quieres una visita conmigo o alguno de los otros profesionales de VIGORA, puedes encontrarnos aquí.

Y finalmente, si quieres estar al día en uroandrología, men´s health y urología, síguenos en twitter, Facebook o Youtube. Si quieres saber más sobre mí, haz click aquí. Y finalmente, si quieres información técnica, te paso este link.

¡Muchas gracias!

Share This